La medida aplica para territorios con 70% de vacunación contra la COVID-19 en esquemas completos y 40% en dosis de refuerzo.

Puerto Santander, Durania, Cácota y Ragonvalia hacen parte de los 293 municipios 12 ciudades capitales en donde ya no es obligatorio, desde el domingo pasado, el uso del tapabocas, por cumplir la condición de avance del 70% de vacunación contra la COVID-19 con esquemas completos y el 40% con las dosis de refuerzo.

Según el Ministerio de Salud, Ragonvalia, municipio fronterizo con Venezuela, tiene una cobertura del 89,5% en esquemas completos y un 50,2% con dosis de refuerzo; mientras que Puerto Santander, también en límites con territorio venezolano, tiene 121% en esquemas completos y 49,7% con dosis de refuerzo.

Durania cuenta con 88% en esquemas completos y 48,2% en dosis de refuerzo; y Cácota, con el 84,7% en esquemas completos y con 47,7% en la aplicación de dosis de refuerzo.

La cartera que dirige Fernando Ruiz precisó que la mascarilla no será eliminada completamente, sino que ya no será obligatoria; si los ciudadanos quieren seguir usándola lo pueden hacer. Sin embargo, en los centros de salud, hogares geriátricos y el transporte público sí debe mantenerse el tapabocas.

En los entornos escolares, la medida anunciada por el presidente Iván Duque comenzará a regir a partir del 15 de mayo.