La idea de crear este vehículo surgió en un trabajo de clase de la maestría de Diseño Industrial que cursaba el profesor Edgar Augusto Sarmiento.

El coordinador Académico de la Sede de la Universidad Industrial de Santander en Barbosa diseñó un velocípedo con una estructura semicircular que facilita que las personas con obesidad o con limitaciones de movilidad se suban a la bicicleta.

La forma del marco de este vehículo mecánico, permite que las personas que tienen dificultades para levantar la pierna sobre el travesaño superior del marco de una bicicleta tradicional, puedan subirse fácilmente en su invento.

La bicicleta patentada, además cuenta con un sillín con espaldar que brinda mayor soporte y comodidad al usuario.

Sarmiento espera la confirmación de la patente para poder iniciar a gestionar la producción en masa de su creación, mediante una empresa que se dedique a la fabricación de bicicletas.

Por Fabián Morales Gómez