Recursos en Norte de Santander son insuficientes para atender a la población venezolana