Pujanza una muestra de respaldo a los microempresarios