Precios de objetos religiosos – Economía de bolsillo