Alrededor de 150 niños disfrutaron de las actividades desarrolladas por el grupo de Protección a la Infancia y Adolescencia de la Seccional de Protección y Servicios Especiales.


Los policías gestionaron y consiguieron implementos como inflables, zona de pintura, saltarines, tren de bicicletas para desarrollar la actividad en el parque principal del municipio. El evento fue animado por payasos y mimos.


Cabe resaltar que en la actividad participaron 150 niños junto con sus acompañantes y se llevó a cabo con todas las medidas de bioseguridad pertinentes para evitar que fuese foco de contagios y propagación del Covid-19.

Finalmente, esta actividad fue aprovechada por los uniformados para sensibilizar a los padres de familia y comunidad en general, invitándolos a generar momentos de esparcimiento al interior de cada uno de sus hogares, permitiendo fortalecer el vínculo familiar con sus hijos.

Por Fabián Morales Gómez