La medida permitirá permanecer en espacios públicos sin el elemento de bioseguridad, siempre y cuando se cumpla con la cifra de vacunación mayor al 70%.

El presidente Duque dio a conocer la decisión de suspender el uso obligatorio del tapabocas en establecimientos públicos o lugares abiertos, debido a las cifras de disminución de casos positivos y muertes en el país.

“Luego de análisis con El Ministerio de Salud y el Comité Epidemiológico, decidimos que en los municipios y ciudades del país que hayan superado el 70% de la población con esquema completo de vacunación se levanta la medida del uso del tapabocas en espacios públicos”, manifestó el Mandatario.

Bogotá sería la primera ciudad en aprobar la decisión de las autoridades nacionales de salud.

Por su parte, el alcalde de Bucaramanga, Juan Carlos Cárdenas, indicó que “desde el primero de marzo no será obligatorio el uso del tapabocas en espacios abiertos de Bucaramanga. Esperamos normativa del Gobierno Nacional para su implementación. Gracias a la vacunación y el cuidado de la ciudadanía nuestra ciudad se reactiva de forma segura”.

Por Silvia León Sisa.