Niña y su mamá murieron tras ser alcanzadas por una creciente súbita

Niña y su mamá murieron tras ser alcanzadas por una creciente súbita

Una niña de 3 años y su mamá de 42, murieron tras ser alcanzadas por la creciente súbita del Río de Oro en Piedecuesta

Seis personas que disfrutaban de un baño en las aguas del Río de Oro, en la vereda Granadillo se vieron sorprendidas por un creciente súbita que no les dio tiempo de salir a la orilla llevándose consigo a Luz Amparo Velandia y su pequeña hija de tres años. Su hija de 17 años, en estado de embarazo, fue llevada a un centro hospitalario para ser valorada y se encuentra en buen estado de salud.

El cuerpo de Luz Amparo fue encontrado hacia las 6:05 de la tarde del miércoles 8 de julio mientras que el cuerpo de la pequeña fue encontrado hacia las 7:00 de la mañana del 9 de julio a la altura del barrio la Colina en Piedecuesta, 2 kilómetros más abajo de donde sucedieron los hechos.

20 unidades de rescate de los bomberos voluntarios, la defensa civil y la policía, coordinados por la oficina de gestión del riesgo de piedecuesta, distribuidos en cuatro sectores del Río de Oro realizaron la búsqueda de los cuerpos.

Luz Amparo Velandia deja una hija de 17, un niño de 8 y uno de 5 años de edad, que lograron salir a tiempo y salvarse de la creciente.