Murió niño de tres años que cayó a una caldera de trapiche

Murió niño de tres años que cayó a una caldera de trapiche

Luego de varias horas de atención médica en urgencias, el niño que cayó por accidente a una caldera de trapiche, murió por la gravedad de sus quemaduras

En zona rural del municipio de San Joaquín en Santander, un niño de tres años cayó al interior de una caldera de trapiche, el trágico accidente le causó al  menor de edad quemaduras en el 95 por ciento de su cuerpo. La primera atención la recibió en la Provincia Guanentá.

Una acción humanitaria del Ejército Nacional, permitió que el menor fuera trasladado al Hospital Universitario de Santander en Bucaramanga, a través de un helicóptero. Allí, internado por más de 24 horas, el niño perdió la lucha por su vida y falleció. Todo parece indicar que el niño era hijo de una trabajadora del trapiche, y en un aparente descuido sucede la tragedia.

Por: Carlos Cárdenas