Ahora los jueces podrán disputar la custodia de las mascotas entre sus clientes.

Gracias a una nueva ley para protección de mascotas, los animales dejarán de ser tratados como “cosas o bienes”, en medio de los procesos de divorcio.

Ahora, al ser considerados como parte de la familia, los abogados deberán llegar a acuerdos con las partes para dar el resultado de la custodia de la mascota.

El Congreso de España fue el ente encargado de aprobar la ley que modifica el régimen jurídico de las mascotas, en la que se deberá buscar horarios de visitas, manutención y custodia.

Con esto, ningún juez o decisión civil podrá retener o separar el animal de sus dueños en ningún caso, ya que en la legislación se recoge que los animales son “seres vivos dotados de sensibilidad”.

Por Silvia León Sisa.