Instalan mono de 45 pies de altura, para concientizar sobre el cambio climático mundial

El mono ha sido instalado como parte de la transformación de Inverleith House, en un programa de arte visual de tres años, llamando la atención sobre el cambio climático mundial.

Las esculturas inflables -Golden Monkey- de la artista ecológica australiana, Lisa Roet, han escalado previamente rascacielos en Beijing y Hong Kong, pero este otoño la escultura hizo su debut en el Reino Unido, en la prestigiosa galería de arte, Royal Botanic Garden Edinburgh.

La escultura muestra una de las cinco especies de monos dorados de nariz chata. Todos están en peligro de extinción. Las cinco especies viven por separado en áreas de bosques templados y tropicales, con una dieta diferente de hojas, flores, frutos, cortezas, líquenes y musgo.

“Golden Monkey es el primero de una serie de mis obras de arte a gran escala sobre la biodiversidad. Estos trabajos están diseñados para crear conciencia sobre la extinción de especies y abordar los problemas asociados con el aumento de la urbanización y la destrucción del hábitat”, expresó Lisa Roet.

El próximo trabajo de Lisa Roet, que se lanzará el 24 de noviembre en Australia, es un chimpancé llamado David Greybeard. Su escultura más grande hasta la fecha, fue creada en colaboración con la Dra. Jane Goodall y el Instituto Jane Goodall.