La llegada del nuevo Año Lunar se celebró en medio de las restricciones por la pandemia, desde China. Para este nuevo comienzo, el búfalo o buey es el animal destacado, que simboliza la fuerza, la resiliencia y el regreso al trabajo, para los ciudadanos asiáticos.

El Año nuevo Lunar también conocido como La Fiesta de la Primavera es una de las mayores celebraciones del país, con tradiciones familiares que se vieron afectadas por las medidas de prevención contra el coronavirus, que aún siguen vigentes en diferentes ciudades de China.

La celebración será durante varios días, sin embargo, la fiesta será diferente. Muchas personas han tomado la decisión de quedarse en sus casas o ciudades de residencia para acatar las normas de las autoridades sanitarias.

En varias zonas de China hay restricciones de movilidad y de masivas reuniones, porque que los sectores decorados en conmemoración de esta festividad se encuentran sin público.

La frase para el nuevo año chino es: “Niu qi chong tian”, que significa: “que la fuerza del buey se eleve hasta el cielo”, como una petición para que los contagios y muertes por coronavirus desaparezcan.

Por Silvia León Sisa