Habría hurtado $43.000.000 al Instituto de Salud de Bucaramanga a través de medios electrónicos