El ejército griego desplegó varias unidades de ayuda para buscar a los heridos y afectados por los altos niveles de nieve en varias calles de la capital.

Bomberos, rescatistas, policía y civiles voluntarios se han reunido para crear equipos para socorrer a miles de conductores y transeúntes que quedaron atrapados en la nieve por más de 17 horas, en la vía principal de Atenas, Grecia.

Durante toda la noche, la misión de rescate cubrió seis puntos claves de la carretera. Efectivos del ejército giego repartieron alimentos, agua y mantas a las personas que no pudieron abandonar sus coches.

Las fuertes nevadas provocaron cortes de energía en diferentes puntos de la capital. Y se reportaron 15 personas con graves heridas luego de que un vehículo de transporte ferroviario, que transportaba a unos 200 pasajeros, quedó atrapado por la tormenta.

Vuelos internacionales y nacionales han sido cancelados, al igual que las clases presenciales en los colegios.

Las autoridades locales continuarán realizando acciones para rescatar a más personas atrapadas, y esperan que la temporada invernal termine pronto.

Por Silvia León Sisa.