Fuerte golpe a las bandas de delincuencia común