Continúa el riesgo por caída de banca en la Soberanía