La oficina operará desde Bogotá y supervisará operaciones de otros países de América Latina.

La Organización de las Naciones Unidas desde la Oficina contra la Droga y el Delito, decidió elevar a sede regional su oficina ubicada en Bogotá, con el objetivo de liderar sus operaciones investigativas en el país y supervisar las de organismo en Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador y Uruguay.

“La creación de una oficina regional nos va a permitir tener un abordaje más efectivo en nuestras operaciones y en las comunicaciones”, señaló la directora ejecutiva de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, Ghada Waly.

El anuncio que se hizo en medio de la presentación de la estrategia Visión Estratégica para América Latina y el Caribe 2022-2025, en la que entre otros temas, se trabajará sobre la corrupción y la lucha contra la delincuencia transnacional organizada, fue bien recibida por el presidente Iván Duque, quien destacó la importancia de la cooperación y el multilateralismo en la lucha contra el delito.

Desde la Oficina Regional de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito en Colombia, se espera trabajar para prevenir que las drogas y el delito amenacen la seguridad, la paz y las oportunidades de desarrollo de los ciudadanos.