Según la Asociación Colombiana de Minería, las exportaciones mineras de Colombia tuvieron un crecimiento interanual de 44% al situarse en US$3.752 millones, su mejor resultado en una década.

El presidente de la ACM, Juan Camilo Nariño, señaló que el aumento se explica por los mayores precios del carbón, el coque y el ferroníquel, de mantenerse el ritmo actual de las exportaciones y las condiciones de los mercados internacionales, el sector aportaría una cifra récord de 9 billones de pesos a las arcas públicas este año.

“El país debiera aprovechar las oportunidades en minería que está generando la transición energética. Para 2050 se proyectan incrementos exponenciales en la demanda de litio (539%), cobalto (460%), grafito (383%), indio (228%), vanadio (189%) y níquel (84%). Por su parte, la demanda de aluminio se empinará un 9% y la de cobre, un 7%”, expresó Juan Camilo Nariño.

Así mismo Colombia promovió su potencial de esmeraldas en una de las plataformas más reconocidas en el ámbito de la minería a nivel global, como lo es el Emerald Business Round Table. Este evento es parte de una estrategia para identificar oportunidades para la comercialización de minerales o para inversión.

Allí se dieron a conocer importantes proyectos mineros Malacara, Palomas y El Tinajo, del departamento de Cundinamarca, así como la oferta minera de Geominc, Norcol Colombia-Esmeraldas de Coscuez y Emerald Mart, del departamento de Boyacá.

En la actualidad el mayor exportador de esmeraldas de alta calidad, es Colombia. Las principales zonas de extracción de este mineral, se concentra en la cordillera oriental de los Andes y comprende los distritos mineros de Chivor, Gachalá y Macanal en el cinturón oriental, y Muzo, Coscuez, Peñas Blancas, La Palma-Yacopí y La Pita en el cinturón occidental.

Por Diana Merchán