Vendedores ambulantes en Málaga solicitan que se les permita trabajar

vendedores informales permiso trabajar

Ante las medidas el aislamiento por COVID-19, vendedores informales piden al alcalde un permiso para poder trabajar y conseguir el sustento diario.

Los vendores ambulantes que se ubican alrededor de la plaza de mercado, le piden a las autoridades que les permitan ofrecer sus productos en este lugar, ya que lo que buscan es el sustento diario para su familia.

“Quiero dirigirme en especial al alcalde y a la ciudadanía en general, pidiendo la oportunidad que nos permitan trabajar” son las palabras de Dexy Rodríguez, soy una vendedora ambulante como muchos mas vendedores que salimos como guerreros a ganarnos la vida para buscar como pagar un arriendo y como antender a nuestros hijos. Estamos arriesgandonos todos los días saliendo a buscar la vida por una necesidad, no por gusto, sino por necesidad porque tenemos hijos y un arriendo que pagar”.

Según el inspector de policía, se permitirá el derecho al trabajo, siempre y cuando cumplan con todos los protocolos de bioseguridad.

Lea también: Personal médico de Málaga afectado por COVID-19

Lea también: Crítica situación hospitalaria en Santander

“Pedimos entendimiento y comprensión a todas las personas que en este momento, están solicitando que se les permita trabajar, se les está dando la oportunidad en la medida que cumplan y se ajusten también a los protocolos de bioseguridad, al cuidado que ésta pandemia nos está exigiendo no solamente aquí en Málaga sino en todo el mundo, nos demanda precaución, prevención. Aquí estamos buscando el interés general sobre el particular, aquí estamos buscando primar la vida sobre cualquier otro tipo de derecho”, manifestó Nestor Suárez Macias, inspector de policía.

vendedores informales permiso trabajar

Una de las peticiones que hacen los vendedores ambulantes, es que si no se les permite ofrecer sus productos en la plaza de mercado se les ubique en un lugar especial, en donde ellos puedan conseguir el sustento diario para sus familias.

Por: Pedro Manrique